Atención: Esta nota contiene altos spoilers sobre el actual universo DC y también sobre hechos ocurridos en Crisis y Convergence.

 

Los golpes y sorpresas no se detienen en Rebirth. Después de un impactante inicio en el especial, y los fuertes inicios de Superman, Wonder woman y Batman, Trinity llega para mostrarnos la interacción entre los tres grandes héroes. Si quieres tener una idea más clara sobre el inicio de Rebirth, te invito a leer las notas anteriores en este mismo canal.

Nos trasladamos nuevamente al hogar campestre de Clark, en donde la cotidiana vida de padre y esposo se ve interrumpida por la llegada de Diana y Bruce de visita; tras unos momentos de confusión, Lois explica que esa reunión fue planeada por ella.

En este punto es importante entender que vemos lo que pasa en el mundo actual, en donde el Superman de esta realidad murió tras una trágica batalla, el Clark y su familia son los que provienen de la era pre Crisis, lo que implica que realmente no se conocen. Y además, Bruce está atareado con los recientes descubrimientos que ha hecho en la cueva, y Diana se ha estado enfrentando a las crudas amenazas que provienen del plano de los dioses en busca de su hogar. Todo esto lleva a que las confianzas son nulas o inexistentes, y es muy difícil saber en quien se puede confiar, sobre todo cuando desde cada frente hay elementos que pueden alterar el juicio y cambiar la perspectiva.

De igual forma que en el inicio de Superman Rebirth, Trinity toma como escenario la vida cotidiana, poniendo énfasis en cómo la amistad, el sentimiento de camaradería y la unión se forjan ante amenazas graves, pero también ante el conocimiento cotidiano que permite a los seres crear lazos duraderos. Finalmente lo importante en esta etapa es conocer a las personas detrás de cada manto, saber cómo piensan y deciden formar sus vidas. Haciendo uso de trazos sencillos pero con coloreados atractivos, nuestros queridos dibujantes y escritores pasan de los poderes para mostrar un entorno sencillo y humano, punto que se vuelve clave en la relación que tendrán que formar nuevamente los tres más grandes héroes, esto porque saben a lo que se tendrán que enfrentar dentro de muy poco, o si no lo saben a ciencia cierta, lo presienten.

En cuanto a los personajes, Clark muestra su habitual ingenuidad, aderezada con un poco de auto y sobreprotección a los suyos, mientras que Bruce se muestra tan cerrado y solitario como siempre en la superficie. Diana, por su parte, juega el papel de enlace en el grupo, valiéndose de su increíble capacidad para el diálogo y también de los hechos que está comenzado a vislumbrar. Mención aparte para Jon, quien como un niño de diez años que está comenzado a conocer sus poderes, muestra iguales dosis de encanto infantil y un poder en desarrollo. A pesar de que su participación es menor, los escritores dejan en claro que se trata de un personaje que llegó para quedarse.

 

Como era de esperar, el número termina con una impactante revelación para la trinidad, que puede cambiar todo lo que han estado debatiendo hasta este momento. ¿Es verdad, o es un engaño? Lo sabremos en el siguiente número.

Muchas gracias por estar presentes nuevamente por aquí, nos leeremos pronto en una nueva nota; si tienes comentarios, críticas, sugerencias y más, no olvides comentar y compartir.

Comentarios