En San José, California, existe una casa de 24 mil metros cuadrados, con siete pisos y más de una veintena de habitaciones. Tiene un montón de pasillos y puertas que guían a nada, y aún no está “terminada”, pues su dueña, Sarah Winchester, falleció en 1922. ¿Conoces la casa “Winchester”?


El esposo de Sarah Winchester (Hellen Mirren), William Wirt Winchester, fue el inventor del rifle de repetición. Cuando él y su hija fallecen, Sarah recibe la mitad de las acciones de la empresa familiar, además de un profundo dolor. Convencida de que está maldita, Sarah consulta a una médium, y esta le asegura que las personas asesinadas por los rifles de su esposo la están persiguiendo. La médium le dice que para escapar de tal maldición debe hacer una casa sin terminar, “para que los espíritus no tengan un hogar”.

Sarah lo hace, y por 38 años la casa Winchester se encuentra en constante construcción. Sin embargo, eso parece no detener a los espíritus, que residen en la casa Winchester y aterrorizan a sus ocupantes.

“La maldición de la casa Winchester” se estrena este jueves en los cines de nuestro país. Y tú, ¿la irás a ver?

Comentarios