Me llamo Harry Blackstone Copperfield Dresden. Invócalo bajo tu responsabilidad. Cuando las cosas se ponen raras, cuando lo que da miedo en la noche encienda la luz, cuando nadie pueda ayudarte, llámame. Estoy en la guía.

TormentaTormenta es la primera parte de la saga Dresden, escrita por el autor estadounidense Jim Butcher. La historia que ya lleva 15 novelas, la última aún a la espera de su publicación, narra las aventuras de un mago detective que resuelve misterios ligados a lo paranormal.

En esta primera entrega el protagonista, Harry Dresden, deberá usar sus habilidades para ayudar a la policía a descubrir al autor de unos macabros asesinatos, en los cuales aparece implicada la magia negra.

La historia es narrada desde la voz de su protagonista, en una prosa sencilla y ágil, a través de la cual conocemos a este mago que vive en Chicago, con pocos ingresos, resolviendo misterios y a su vez enfrentándose al constante seguimiento del Consejo Blanco de hechiceros, quienes fiscalizan que no haga mal uso de sus poderes, bajo amenaza de sentenciarlo si comete alguna falta a las leyes mágicas.

Como toda novela, Tormenta es un relato con fallas y aciertos. Lo primero evidenciable en el uso de lugares comunes, donde la historia rápidamente nos retrotrae a escenarios y personajes que no sorprenden, por su uso frecuente tanto en la literatura como en la televisión: el  protagonista peculiar al cual pese al caos todo sale bien, la mujer policía de carácter fuerte, el cantinero hosco que resulta un buen escucha y amigo, el mafioso astuto,  y un gran etcétera.

Sin embargo –y he aquí el acierto sobre la falla- Jim Butcher acoge todo este material con el cual estamos habituados y con gracia logra darle una forma que, sin ser original, logra refrescar con un relato entretenido y personajes con los cuales es fácil empatizar, justamente por esta familiaridad que evoca.

No es una fórmula que resulte para lectores muy exigentes, dada esta reutilización de elementos ya frecuentados en la cultura popular. Más bien funciona como una serie con la cual encariñarnos, por sus personajes que parecen presentarse como viejos amigos que en alguna parte de nuestra memoria ya vivían antes de comenzar a leer.

Es una novela sencilla y breve, que no promete más que entretenernos un par de jornadas, con un protagonista carismático y una aventura mágica con cuotas de humor.

 

Francisca Tapia.-

“Un libro, como un viaje, se comienza con inquietud y se termina con melancolía” José Vasconcelos

Comentarios